31 de diciembre de 2016

Y así fue mi 2016...

Un año de crecimiento personal, bueno, todos los años lo son, por el conjunto de experiencias que se viven y de enseñanzas que se adquieren, pero, particularmente en éste, tuve las más decisivas, aquellas que generaron una violenta mella en mi persona y me obligaron a madurar.



1) Debido a mi tesis durante el primer semestre del año, y principalmente desgano, no fue un año en que me dediqué a ver muchas series ni a jugar muchos videojuegos.

2) La gente puede ser cruel y mentirosa, al punto de alegar sentir cosas que en realidad no profesa, y usarte a conveniencia sin importarles como te sientas tú, o bien, sus acciones contrarian a sus palabras. Da asco enterarte de cosas por medios ajenos a la boca propia. Sin embargo, uno DEBE tener la fortaleza de cortar de raíz esas relaciones tan insanas y tóxicas. A largo plazo, los resultados positivos se ven: paz mental y felicidad.

3) Tánatos no tiene horario de visita, y por mucho que la anuncie, por mucho que tú crees prepararte para ello, la partida de un ser querido deja un vacío extremadamente difícil de compensar. El tiempo sana las heridas, la melancolía sigue allí, se irá mitigando con el tiempo. Comprendí que en este tipo de casos, la soledad me hace mucho bien y la discreción fue mi mejor aliada contra comentarios lastimeros y carentes de sinceridad.

Duré un tiempo de hiatus por la muerte de mi abuela. Y sinceramente, visité más funerarias este año que sitios turísticos.

4) La satisfacción de licenciarme no me la quita nadie, independientemente de ser muy "promedio" o muy talentosa dentro del Diseño Gráfico (según criterios, para mí, la primera). Ya dependerá de mí, nutrirme y mejorar en mi profesión, como descubrir mi verdadero camino profesional. No tendré talento, pero tendré que trabajar duro para perfeccionarme.

5) Fue un año tan lleno de nuevos conocimientos adquiridos, que me siento fascinada. Fotografía, Diseño Web, Idiomas (introducción a varios de forma autodidacta, mejoramiento del Inglés), ¡y mucho más!. Si hay algo en que quiero que el 2017 se asemeje a este año es en este campo. ¡Me fascina estar aprendiendo cosas nuevas!

6) Los amigos no sólo se conocen en las malas, ¡también en las buenas!. Se trata de estar en ambas situaciones, no en un solo conjunto de ellas.

Personalmente... Estoy cansada de actuar como un soporte para los demás cuando atraviesan una mala racha, y en las buenas, ni siquiera me toman en cuenta.

Si bien, alguna vez afirmé que prefería "ser útil" a los demás que "ser querida"... No es que esté cambiando de opinión, pero de vez en cuando se siente bien que te quieran por lo que eres y no únicamente por tus capacidades para apoyar y solventar situaciones.

7) La situación de mi país cada vez se hace más insostenible. Creo que durante todo el año me quejé bastante como para ahondar en detalles aquí. Sencillamente, cada vez se me hace más difícil llevar mis planes a cabo, o simplemente llevar una vida normal. Si quieren saber más, lean las noticias.

En resumen, eso, 50/50. No fue el peor año de mi vida, tuvo sus cosas buenas, cumplí muchísimo de lo que me propuse, sin embargo, he tenido mucho mejores... Sin tantas lágrimas. Es como que, por cada cosa buena que me pasó, me pasó una mala.

Roguemos que el 2017 sea mejor, carajo.

Admito que tengo mucho miedo, en el 2017, oficialmente me introduzco en el campo laboral. Espero me vaya bien.

¡Feliz Año Nuevo 2017!

12 de septiembre de 2016

¿Y ahora qué hago con mi vida?

Sinceramente, hasta la fecha me cuesta creer que ya culminé la carrera, y estoy a menos de 3 meses de graduarme oficialmente. En serio, parece mentira que fue hasta hace no mucho, abril-mayo exactamente, que estaba estresada con la presentación de mi tesis (la cual fue un rotundo fiasco, pero aprobé).

¿De verdad tan rápido se me fueron 5 años?, ¿es un hecho que me licencio oficialmente en diciembre?



Si, se puede decir que llevo en paro (parcialmente). desde mayo, que presenté la tesis, y aunque desde un principio quise trabajar, así fuese de cajera en el supermercado, porque es difícil no sentirse un parásito cuando eres Ni-Ni, sumado a la complicada economía inflacionaria de mi país, mis padres me propusieron un pequeño convenio:

"No es recomendable que comiences a trabajar aún. Primero organiza tus documentos a consignar, que son bastantes según veo la lista, y son tediosos de sacar, entrégalos y asegúrate de que todo esté en orden. Si entras a una empresa y llegas pidiendo varios permisos para sacar un documento y otro, vas a acabar siendo despedida. ¿De verdad tienes tanta prisa por trabajar?"

En palabras diferentes y sin estar en la misma casa, mis padres expresaron básicamente lo mismo. Y si, tenían razón, tuve una enorme cantidad de traspiés emitiendo documentos, que me llevaron días enteros de diligencia, y hasta consecutivos, por ejemplo, la culminación del Servicio Comunitario. Hace dos semanas más o menos acabé la consignación,

"Mientras esperas a tu graduación, y de una vez, el año próximo, para que comiences en forma, haz cursos que complementen tu carrera y en general tu formación integral como profesional universitaria. Engorda el currículum mientras puedas y aprovecha que tiempo es lo que te sobra ahorita. Ya para de perder el tiempo en videojuegos, está bien que les dediques un par de horas, pero no todo el día, todos los días.
Si quieres irte para Canadá, no sólo necesitarás experiencia profesional, sino mejorar tus bases académicas y adquirir nuevos conocimientos. Que vean potencial en ti, y no que vas a representar un problema más en la comunidad, que por eso ya nos ven tan mal a los latinos"

He de admitir que me dolió bastante, porque reconozco que, desde que salí de la tesis, hasta principios del mes pasado en lo único que perdía el tiempo era jugando League of Legends. Y créanme, lo único que obtenía era rabietas constantes por la toxicidad de la gente, ni siquiera subir de liga. Desde que me levantaba, hasta que me acostaba. ¡Algo totalmente insano y ridículo!.

Para sacudirme los malos vicios, le tomé la palabra a mis padres y me puse a realizar cosas más productivas por mi propia vida.

Incluso, antes de presentar la tesis, hice un curso de Diseño Web en HTML5 y CSS3 desde cero, y si bien, me ha servido un montón para comprender principios básicos, todavía me considero incapaz de elaborar mi propio template para mi blog desde cero, jajajajaja. Esto sólo demuestra que me urge completar mi formación, y sobre todo, practicar bastante, al igual que me toca hacerlo con el curso de WordPress.

A mediados de agosto inicié mis estudios formales en Fotografía, de hecho, la semana pasada acabé el primer módulo y mañana comienzo el segundo. Me siento muy plena, ya que es algo que siempre quise hacer para ejercer y no sólo para farandulear como idiota en Instagram. 

Si todo sale bien, creo que tengo unos cuantos planes sobre mi formación integral:

Cosas que me gustaría aprender/practicar/hacer antes de terminar el 2016:
Culminar mis estudios básicos en fotografía: Es algo que vengo haciendo desde agosto, y si todo sale bien, en noviembre debería acabar el ciclo básico. El año próximo decidiré mis especializaciones en este campo.
♦ Reforzar mis conocimientos en Diseño Web: Si bien tengo los conocimientos básicos, me urge profundizar para llegar al buen nivel que deseo.
♦ Principios básicos de marketing digital y Community Manager: Si bien, esto beneficia más a comunicadores y mercadólogos, el diseñador se ve íntimamente ligado en esta área, y considerando en la época que nos estamos desenvolviendo, es un conocimiento complementario añadido que me caería muy bien, para, de mínimo, no perderme en el limbo si me hablan del tema.
♦ Crear aplicaciones sencillas: No pretendo convertir este campo en mi área principal, pero si tener nociones, además de que me da mucha curiosidad saber como se hace una, jajaja..
♦ Entender francés y alemán básico: Si, estoy estudiando estos dos idiomas de forma autodidacta, los cursos son extremadamente costosos y los avances me parecen extremadamente lentos. Sumado a esto, estoy refrescando mis conocimientos en inglés. Nadie dijo que estudiar idiomas por cuenta propia fuera fácil, pero imposible no es. Entendiendo las bases, el año que viene podré avanzar más. 
♦ Comprender (¡al fin!) teoría musical: Ya a modo de hobbie, no pretendo tocar en una orquesta ni mucho menos, la edad ya no me lo permite; sin embargo uno de mis más grandes sueños frustrados ha sido estudiar música para, luego, tocar violín, cello o flauta traversa. Y creo que tengo una pequeña oportunidad para entender la teoría al menos. 
♦ Practicar dibujo: Si, soy de los vergonzosos casos de diseñadores gráficos que no saben dibujar mucho, y desde siempre he tenido un intenso bloqueo, un conflicto enorme cerebro-mano, y la frase haciéndome eco en la cabeza: "Eres un asco dibujando". Debería tomar un poco más en serio mi deficiencia y practicar un poco cada día, no para ser ilustradora profesional, no es mi área, pero si para bocetear con pulcritud suficiente las ideas de diseño que tenga e ideas de dibujo en general.
Yo sé muy bien que "el que mucho abarca, poco aprieta", estoy clara cuales son mis dos áreas en las que me especializaré, lo demás es conocimiento que no está de más adquirir, realización personal, pues.

Y bueno, esta soy yo, buscando que coño hacer con mi vida mientras espero al otro año, jajajaja.

Saludos~.

29 de junio de 2016

Remembranzas de Identidad

Quizá sea la nostalgia pre-cumpleaños, pero hoy, particularmente me vinieron muchos recuerdos a la mente, especialmente me puse a hacer remembranza sobre como se gestó mi identidad cibernética, o más bien, parte de lo que soy yo hoy en día.

Ya hace más de 12 años que tuve acceso permanente a Internet desde casa, en medio de una época realmente complicada para mí: La adolescencia.

En medio de un fuerte acoso escolar y el ostracismo, el internet fue mi mejor refugio emocional, aunque mi desmedida obsesión si generó un ligero decaimiento en mi rendimiento académico, no demasiado, ya que siempre fui extremadamente presionada por mi madre en ese sentido, y dentro de todo, mantuve un buen promedio, más no demasiado sobresaliente. Simplemente no me motivaba ir al colegio, no me motivaba estudiar más de lo necesario.

Volviendo al punto inicial, fue hace 10 años más o menos que entré a los foros de Saint Seiya, donde descubrí muchas cosas que hoy me gustan y conocí a mucha gente que realmente marcó mi vida, con algunos mantengo trato hasta la fecha, otros hicieron su vida o preferí alejarlos de la mía por diversas razones.

Quienes me conocen desde muy joven, saben que no siento mucha simpatía por mi nombre real (Roxana), y es algo que se mantiene al sol de hoy. ¿Por qué?, por las pesados chistes con la artista Roxana Díaz y su video porno con Jorge Reyes, y que es casi ley que la gente lo pronuncia mal y lo escriben peor, así lo estén leyendo: Rossana, Rosana, Roxanne, Roxanna, y he de admitir, me caga bastante este hecho. Ah, y salvo contadísimas excepciones (familia y amigos de mucho tiempo), no soporto que me digan Roxy. Bajo esta premisa, quise crearme un nickname.

Recuerdo con mucha nostalgia mi primer nick: Antares_MiloLover, nótese que era fanática de Milo de Escorpio, jajajajaja. Las típicas tonterías de una solitaria chica de 13 años, no se me podía pedir mucho.

Luego, empecé a sentirme inconforme con ese nombre por la misma razón: Lo sentía muy infantil. Antes de entrar a los foros de anime y videojuegos, siempre había usado Death Shadow como apodo/nickname, considerando que desde principios de mi adolescencia, manifesté gusto por las cosas sombrías. Pues, se me ocurrió fusionar ambos nicks, dando como resultado Antares_DeathShadow.

A partir de los 15 años de edad, empecé a desarrollar interés por el idioma alemán y el metal en ese idioma (cosa que mantengo hasta la fecha, y pretendo estudiarlo algún día), otra vez quise cambiar de nickname. Death Shadow > Todesschatten. Simplemente traducir de un idioma a otro, ¿estaba bien escrito?, no lo sé, posiblemente no, pero sonaba muy bien a mi gusto y tenía personalidad.

Al cabo de un tiempo, quizá un año, sentí que me faltaba un nombre que realmente me identificara. Empecé a revisar listas de nombres típicos de varios lugares y me llamó la atención cierto nombre griego:

Achlys (Ἀχλύς)




Según la página, Achlys (pron: Aclis) significaba algo como niebla, sombra. He de admitir que me identifiqué muchísimo con ese nombre desde que supe su significado superficial, pero realmente cuando leí la mitología de la diosa griega Achlys, fue ese momento trascendental en mi vida donde supe que ese iba a ser mi pseudónimo definitivo:
"En la mitología griega, Achlys ("Ἀχλύς"), era, según algunas cosmogonías antiguas, la niebla de la muerte que empañaba los ojos de los moribundos, y el primer ser creado, incluso antes que el caos.
Según Hesíodo, era la personificación de la miseria y la tristeza, y como tal fue representada en el escudo de Heracles como un ser pálido, demacrado y llorando."
Achlys Todesschatten, así me llamé durante muchísimo tiempo, hasta que empecé a tener problemas en ciertos sitios por la longitud del nick, y me vi obligada a acortarlo (además de los típicos problemas de pronunciación y tipeo, a pesar de que lo están viendo, lo escriben mal, ¡COÑO!).

Y esa es la historia de como hoy en día, tanto en el mundo cibernético, gráfico, gamer y de más se me conoce como Achlys Trauer. Básicamente podría decirse que es mi nombre alterno, jajajaja.

Lo bonito de este tipo de nicks, es que, así como un logo personal, tienen un desarrollo conceptual y personal elevado, la marcada evolución de una personalidad a través de los años y el autoconocimiento. Porque, en efecto, muchas personas pueden apodarse Achlys en internet, y es por eso que busqué darle un toque único, propio, y por egocéntrico que suene, creo que Achlys Trauer sólo hay una, y no creo que nadie quiera repetir mi patrón xD.

Además, no muchos se tomarán la molestia de investigar su verdadero significado, si ni siquiera se toman la molestia de pronunciarlo y escribirlo bien :v

Ya por hoy suficiente remembranza :v